Regulación o libertad, un dilema que persigue a las Criptomonedas

En un mundo donde el control de la economía es importante tanto para Gobiernos como para la sociedad en general, la presencia de activos descentralizados en el panorama económico, suponen una mejora en el esquema tradicional que manejan las autoridades gubernamentales y entidades bancarias centralizadas.

Dentro de las finanzas a nivel mundial, éstas han estado funcionando durante poco más de 10 años, específicamente desde la aparición del Bitcoin hasta la actualidad.

Sin embargo pese al poco tiempo dentro de la economía mundial, el impacto que ha generado, ha sido enormemente notorio e importante ofreciendo mayor seguridad para controlar activos y una sensación de estabilidad que en muchos países las monedas oficiales no pueden ofrecer.

Pero a pesar de los beneficios que han aportado a la sociedad, los criptoactivos han tenido que librar una fuerte batalla contra adversidades que ponen en riesgo su permanencia en el campo económico, tales como regulaciones, restricciones e incluso malas propagandas, además de la falta de espacio legal o reconocimiento de su potencial.

En base a todo ello es válido preguntarse, ¿Por qué aún existe algo de negatividad hacia el dinero digital?

Analizando las criptomonedas entendemos que por su naturaleza rompen con el esquema financiero que ha existido por muchos años, la descentralización y libertad sobre los activos que el dinero digital ofrece, hace que instituciones bancarias tradicionales los consideren instrumentos financieros difíciles de controlar y que dentro del comercio no deberían considerarse válidos.

Legalidad para un ecosistema desamparado.

El mundo se encuentra dividido cuando se habla de criptomonedas, mientras algunos consideran que estas serán el dinero del futuro y su adopción global es inevitable, otros las consideran ilícitas por defecto.

Debido a ello surgen las regulaciones, pero estas son un tema muy complejo y contradictorio, puesto que estas en algunos casos intentan ayudar, esclareciendo las formas en que se deben manejar los criptoactivos, como una especie de guía para el usuario, sin embargo en muchos otros casos tienden a aparecer restricciones e incluso medios para controlar los criptoactivos como si fueran dinero centralizado.

Aunque todo esto se debe a que los activos digitales representan un sector libre de ataduras legales y no responde a ninguna norma establecida, dejando su funcionamiento a una amplia variedad de interpretaciones jurídicas sobre cómo deben ser tratadas.

La verdad de todo esto, es que el surgimiento y evolución de las criptomonedas han demostrado que el mundo no estaba preparado para abordar a un instrumento financiero único que escapa de los esquemas tradicionales bajo el cual se imponen las regulaciones.

La producción de normas y leyes que mejoren el uso del dinero digital llevará tiempo y representara un proceso de cambio muy complejo en el panorama financiero, aunque mientras no se esclarezcan y unifiquen dichas regulaciones, la sociedad las seguirá utilizando ya que la adopción de los criptoactivos sigue creciendo y no parará.

Criptocurrencias.com no se hace responsable de los comentarios expuestos aquí, las opiniones mostradas, son el análisis del autor. Las inversiones implican un riesgo, para el cual se debe preparar investigando antes de tomar cualquier decisión.

Autor: Viannys Andrade.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *